Calidad del Aire Comprimido para uso alimentario según DIN ISO 8573-1

La normativa DIN-ISO 8573-1:2001, sobre Calidad del Aire Comprimido, fue revisada para abordar las necesidades de las aplicaciones críticas donde la pureza del aire es esencial, publicándose la ISO 8573-1: 2010.

En esta revisión, se estableció una metodología de medición más completa. Y a las clases de pureza existentes, 1 a 5, se añadió otra nueva y más rigurosa: la ISO 8573-1 clase 0. La misma indica que:

 -       En caso de contacto directo con alimentos “no secos” (bebidas, carne, verduras, etc.), es decir cuando el aire comprimido se utiliza en el transporte, la mezcla o bien en la producción del alimento en general, o lo que es lo mismo, el aire comprimido está en contacto directo con el producto alimentario.

-       Y en Envasadoras: donde el aire comprimido entra en contacto directo con los materiales de envasado en los que posteriormente se colocaran los productos alimentarios. Esto implica la inclusión del material de envasado en el campo alimentario.

 En ambos casos, la norma ISO 8573-1: 2010 aconseja una calidad del aire comprimido de acuerdo a la siguiente tabla de:

Partículas = clase 1

  • de 0,1 -0,5 µm :             ≤ 20.000 uds/ m3
  • de 0,5 -1 µm :                ≤ 400 uds/m3
  • de 1 – 5 µm :                 ≤ 10 uds/ m3

 Agua = clase 4

  • punto de condensación bajo presión (vapor) ºC = ≤+3
  • en estado líquido= – g/m3

 Aceite = clase 1

  • (Proporción total de aceite (liquido, aerosol y niebla) ≤ 0,01 mg/ m3

 En relación con los equipos necesarios para conseguir esta calidad de aire, debemos destacar que, independientemente del tipo de tecnología utilizada para la generación de aire comprimido (compresores lubricados o de compresión exenta de aceite) es imprescindible el empleo de un tratamiento adecuado, ya que la simple contaminación atmosférica eleva los valores de contaminantes por encima de los parámetros permitidos.

Una filtración adecuada y el empleo de secadores (con secadores frigoríficos sería suficiente), nos garantizará una calidad 1-4-1 según obliga la norma.

Cabe destacar que el empleo de aceites de uso alimentario no exime de este tratamiento, ya que la normativa no diferencia el tipo de aceite utilizado, únicamente la concentración de hidrocarburos.

Una instalación tipo para conseguir calidad alimentaria en el aire comprimido es la siguiente:

Calidad aire. Esquema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Switch to our mobile site